TARTA SELVA NEGRA

04 septiembre 2011 29 comentarios


Photobucket



Uno de mis pasteles preferidos....un contraste ideal de sabores para cualquier época del año con ingredientes fáciles de encontrar y que gusta a tod@s...esa es la Tarta Selva Negra....

Es una de mis tartas comodín, siempre sale bien y no tengo que hacer la compra con antelación para hacerla, en mi casa nunca faltan sus ingredientes...claro que yo...tengo una despensa un poco especial, jejej, ya me entenderéis los aficionados a ésto de los blogs, nos volvemos unos adictos a los ingredientes !por si...! y siempre estamos preparados para una comida sorpresa y salir airosos, incluso con los postres, sobre todo si como yo, vivís en un sitio dónde no hay ingredientes un tanto "raros", el invonveniente, que algunos productos se caducan, como es el caso de la nata...pero no hay problema! ya tenemos excusa para utilizarla!!!! jejeje

Esta tarta la compartimos en un cumpleaños familiar, y el cumpleañero dudaba de mi autoría, jejeje, y yo no la veo precisamente perfecta, pero no se creía que la había hecho yo....curioso sobre todo porque en mi familia apenas entran ya tartas compradas, y curiosamente es una de las tartas que mas ha gustado y con la que hemos acabado por completo....ni una "mijita" quedó, jejej



INGREDIENTES


Para el bizcocho:

100 gr. de chocolate postres
150 gr. de mantequilla
175 gr. de azúcar
4 huevos
100 gr. de almendra molida
50 gr. de harina
50 gr. de maicena (harina de maiz)
un chorrito de extracto de vainilla
1/2 sobrecido de levadura química


Para el relleno:

4 cucharadas de kirsch (licor de guindas) ó cualquier otro licor a nuestro gusto
6 hojas de gelatina
2 cucharadas de leche para diluir la gelatina
1 bote de 120 gr. de guindas verdes
2 botes de 120 gr. de guindas rojas
600 gr. de nata para montar
150 gr. de azúcar glacé


Para decorar:

la nata reservada
guindas reservadas
chocolate de postres muy picado

Photobucket

ELABORACION


Precalentar el horno a 180º

Fundir el chocolate con la mantequilla en el microondas poco a poco. Reservar.

Batir las yemas con 100 gr. del azúcar, dos cucharadas de agua templada y la vainilla, montar con varillas hasta que triplique su tamaño (es conveniente hacerlo con procesadora y al baño maría para que monten mejor y más rápido), añadir el chocolate fundido con la mantequilla poco a poco y sin dejar de remover.

Mezclar las harinas y la levadura y tamizar sobre la mezcla anterior. Remover con movimientos envolventes hasta que obtengamos una masa homogénea.

Montar las claras a punto de nieve con 75 gr. de azúcar y añadir a la mezcla anterior con las varillas, con movimientos envolventes y despacio para que no se bajen.

Forrar un molde desmontable de unos 20 cm. con papel de horno y mantequilla (untamos con mantequilla la base y los laterales y ponemos una hoja de papel de horno en la base pillándola con el aro, eso nos facilitará mucho el desmoldado). Meter en el horno caliente y hornear durante unos 45 minutos. Apagar y dejar enfriar antes de proceder a cortarlo.

Una vez que el bizcocho está frío lo cortamos en dos rodajas (si nos sale suficientemente alto podemos hacer tres rodajas) y preparamos el relleno.

Hidratar la gelatina en agua fría, calentar en un cacito las dos cucharadas de leche, cuando llegue a ebullición la apartamos del fuego y añadimos la gelatina remojada, removemos hasta que se disuelva por completo.

Montamos la nata bien fría con el azúcar, reservamos una cuarta parte en una manga pastelera con boquilla rizada para adornar la tarta, añadimos dos cucharadas a la leche con gelatina y removemos con varillas y luego añadimos el resto de la nata poco a poco y dejando que se endurezca y tome cuerpo con la gelatina.

Escurrimos las guindas del almíbar que tienen y lo mezclamos con el licor, reservamos unas guindas para el adorno y el resto las cortamos por la mitad. Reservamos.

Disponemos el primer bizcocho en una bandeja de servir, ponemos el aro alrededor y ayudándonos con una brocha pastelera lo mojamos un poco con el almíbar de guindas, rellenamos con una capa de nata y ponemos unas guindas repartidas por toda la superficie, tapamos con otra rodaja de bizcocho y repetimos la operación acabando con las guindas pero reservando un poco de la nata. Tapamos con la última rodaja de bizcocho y remojamos con el resto del almíbar. Dejamos enfríar para que se compacte y reservamos la nata sobrante en el frigorífico hasta el momento de la decoración. Esto es mejor hacerlo de un día para otro.

Una vez que la tarta está bien fría y compacta le quitamos el aro y la embadurnamos bien con nata por todo el exterior, rallamos chocolate y decoramos toda la superficie de la tarta, coronamos con la nata montada que tenemos en la manga pastelera y por último terminamos con las guindas reservadas.


29 comentarios

  1. Esta tarta es riquisima y es que las cerezas con el chocolate quedan muy bien! Te ha quedado muy bonita!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Hola.

    Claro es que te quedó mejor que las hechas por profesionales, dónde vas a aparar, no me extraña que duduran si la hicieste, es que está de lujo, y me imagino el sabor, delicioso. Qué pena no probar ni un poquito!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Seguro que esta tarta es de las que engancha y no puedes dejar de comerla

    ResponderEliminar
  4. Menuda tarta, qué bonita te ha quedado y sabor, sabor, ya es seguro que tiene.
    Con esta presencia, triunfas fijo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Qué requetebuena! Te ha quedado increíble. Felicidades.
    Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  6. Claro, es que parece de pastelería, pero el sabor de las tartas caseras es infinitamente mejor, ¿a que sí?. Te ha quedado magnífica, no me extraña que no sobrase nada.

    ResponderEliminar
  7. hola soy patri..
    acabo de descubrir tu blog..y me gusta todoooo!!..
    ademas veo que tienes th..y yo hace apenas dos meses que la tengo..y no veas lo bien que me vienen las recetas..
    mi pasion es la reposteria....
    estare atenta atodo lo que pongas..

    si te apetece ver lo que hago pasate por mi blog..estas invitada..
    un beso

    ResponderEliminar
  8. Ana......éste es un clásico!!!.... y te ha quedado espléndida, que linda se ve, con razón no quedaron ni las miguitas.
    Besis.
    PD.....me olvidaba.....¿dónde la compraste???je, je, jeeeee......

    ResponderEliminar
  9. Jo, Ana, cosa más rica y vistosa. ¡Qué tiempos sin hincarle el diente!. Te quedo perfecta.
    Besitos.
    ;-D

    ResponderEliminar
  10. No me extraña que no dejaran ni una miga, se ve muy rica, Además, yo creo que sí que te quedó perfecta.
    Besitos

    ResponderEliminar
  11. Que buena tiene que estar. Perfeceta se ve.

    ResponderEliminar
  12. Tienes toda la razon uno se hace adicto a comprar de todo por si........
    La tarta te quedo espectacular como todo lo que haces,un blog con el que uno aprende algo nuevo cada vez que lo visita.
    Besos.
    Miguel
    lareposteriademiguel.blogspot.com

    ResponderEliminar
  13. Una maravilla de decoración. Te quedó muy guapina. Además esta tarta suele gustar a todos. Besinos.

    ResponderEliminar
  14. Ana, no me extraña que no sobrase nada porque tiene una pinta deliciosa. Además, te ha quedado preciosa. un besazo.
    cosicasdulces.blogspot.com

    ResponderEliminar
  15. Hola Ana!!! me alegro de verte de nuevo.
    Una tarta deliciosa y si además te sale bien siempre será cuestión de probar. Desde luego el aspecto es impresionante.

    Besos guapa,

    ResponderEliminar
  16. esta tarta nunca la hice ni la probe pèro viendo lo que lleva y la pinta que tiene no me puedo resistir,de momento me llevo un cachito de la tuya! te salio estupenda!!
    un saludo.
    http://conaromaacaserito.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  17. Pues tienes razón Ana que siempre tenemos cosas en la despensa, demasiadas creo yo jajaja.
    Esta tarta es de mis preferidas, me da igual la versión, es que es una combinación taaaan buena.
    Me muero por ver el corte, una peeeenaaa :(

    ResponderEliminar
  18. Una tarta perfecta, me encantan sus ingredientes, un besote guapa.

    ResponderEliminar
  19. voy a ver que excusa encuentro para poder hacer esta tarta tan rica

    un besote

    ResponderEliminar
  20. Ana siempre bordas las tartas, no sé porque se extrañaron de que tu la hayas hecho.

    Biquiños

    ResponderEliminar
  21. desde luego es un pastel riquisimo!!!! Aunque el que yo he comido toda la vida no se parece en nada a este y es que no se porqué le llamaban selva negra, porque era de chocolate??? jajaja

    Salu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.cultura-libre.net

    ResponderEliminar
  22. q pasada de tarta,me parece impresionante el aspecto que tiene asi que tiene que estar buenisima

    ResponderEliminar
  23. ¡Ay Ana! Eres mi perdición... esta es una de las tartas que quiero hacer desde hace mucho tiempo. Siempre le voy dando largas pero ahora que te la veo a tí... tengo que hacerla. Eres una tentadora.

    Besos.

    ResponderEliminar
  24. ¡¡qué lujo de tarta!!y la foto la hace más hermosa aún... ¡qué rico! Yo quiero un trozo.

    ResponderEliminar
  25. Hola Ana, soy Manuela, no sé como pero te me habías traspapelado....¡lo que me estaba perdiendo! mil perdones.

    Ya no te me escapas.

    ¡Menuda despensa tienes que te salen estas maravillas!

    Besos, me voy a lo salado ahora mismo.

    ResponderEliminar
  26. Una de mis "pendientes"!!!. Tiene una pinta deliciosa. Gracias por la receta!!. me encanta el resultado de la decoración!. Besicos!!!

    ResponderEliminar
  27. Holaaaa, desde luego esta es una señora tarta! espectacular y preciosa Ana, preciosa!
    Un besooo

    ResponderEliminar
  28. Esta es mi torta preferida nunca falta en mis fiestas,me gusta por el dulce de guindas que lleva y la crema fresca,te ha quedado espectacular,abrazos grandes.

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios.