TARTA DE MANZANA

08 mayo 2008 8 comentarios



Las tartas de manzana son unas clásicas, de las que hay numerosas versiones, a mi marido le encantan y yo hago varias versiones, de entre ellas os pongo la que queda más bonita, porque buenas quedan todas, o eso me parece a mí, aunque yo soy más aficionada a las tartas de queso, jejeje

Esta se la preparé a mi amiga Beatriz por su cumpleaños y le gustó mucho.

INGREDIENTES

1 lámina de pasta brisa
2 manzanas
1/2 litro de crema pastelera
azúcar
2 hojas de gelatina
1/2 bote de meremelada de albaricoque o melocotón
75 gr. de mantequilla fundida

CREMA PASTELERA

1/2 litro de leche
4 yemas de huevo
45 gr. de maicena
125 gr. de azúcar
1 chorrito de vainilla o canela
la piel de un limón

Reservamos un vaso de leche y disolvemos en el la maicena

Ponemos el resto de la leche en una cazuela con la piel del limón y el chorrito de vainilla y la calentamos evitando que hierva. Cuando esté bien caliente lo apartamos y lo dejamos reposar 10 minutos tapado. Cuando esté templado retiramos la piel del limón.

En un bol ponemos las yemas de huevo, el azúcar y el vasito de leche que tenemos reservado con la maicena y movemos bien para que se mezcle todo.

Ponemos de nuevo el cazo al fuego y cuando esté caliente verter la mezcla anterior batiendo con unas varillas, calentarlo sin dejar de remover hasta que empiece a espesar, entonces lo retiramos y seguimos moviendo durante 2 ó 3 minutos más para que se quede la crema fina.

MONTAJE DE LA TARTA

Ponemos la masa en un molde desmontable bajo o de silicona previamente untado con mantequilla , recortamos los bordes. Pinchamos la base con un tenedor y la tapamos con papel de horno, sobre ella ponemos judías secas o garbanzos para que la masa no se eleve.

Metemos la masa en el horno precalentado a 180º durante 15 minutos, y mientras elaboramos la crema pastelera.

Pelamos las manzanas , cortamos por la mitad, y con un cuchillo bien afilado vamos quitando láminas de arriba abajo lo más finas posibles, las ponemos en un bol con zumo de limón para que no se oxiden. Reservamos.

Cuando esté la masa lista, eliminamos el papel de horno y vertemos sobre ella la crema pastelera, ponemos las rodajas de manzana desde fuera hacia adentro y siempre en la misma dirección, montándo unas sobre otras y por último las del centro. Pintamos con mantequilla fundida y espolvoreamos con azúcar glass.

Metemos la tarta en el horno unos 20 minutos a 180º.

De ésta manera ya estaría lista para comerla, pero se puede terminar dándole brillo al plato con una cobertura.

COBERTURA DE MELOCOTON

Ponemos las láminas de gelatina en remojo
Calentamos 1/2 vasito de agua, disolvemos la mermelada en el agua caliente y dejamos hervir un momento, pasamos por la batidora para que no queden trocitos y añadimos la gelatina hasta que se disuelva.

Echamos la cobertura por encima de la tarta recién horneada y dejamos enfriar hasta que se quede sólida. Y lista para disfrutar!!!!!

8 comentarios

  1. SOlo te voy a decir una cosa....

    No puede estar mas bonita...!!!!

    ole ole y ole!!!

    ResponderEliminar
  2. Gracias monaguillo, me alegro mucho de que te guste, te mando un trocito virtual!!!

    ResponderEliminar
  3. Yo opino igual que David, es de las más bonitas!!

    Petonets!

    Pásate por mi blog guapa!

    ResponderEliminar
  4. que bien te ha quedado esta tarta,seguro que esta buenisima,a mi me gustan las de manzanas y las de queso por un igual.me encantan.
    un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Que perfecta te ha quedado. Estupenda!

    ResponderEliminar
  6. Gracias Penny, ahora me paso.....

    Belén, yo prefiero queso o merengue, la manzana no empalaga y me gustan cargaditas, jejejej

    Rosa, gracias, estaba tan buena como bonita.....

    ResponderEliminar
  7. ¡¡¡¡¡Qué preciosidad!!!!!!!!
    Me encanta Ana. Qué manos tienes, hija.
    b7s

    ResponderEliminar
  8. Gracias Ana, cuando quieras me avisas y te hago una!!!

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios.