POTAJE DE FIGUELOS


Photobucket




Hoy un plato típico de La Alpujarra un rinconcito maravilloso de España que quizá  no conozcáis, es un plato viudo, sin carne, así que me ha parecido muy apropiado para compartirlo hoy viernes de cuaresma, que tradicionalmente en ésta zona como muchas otras de España, no se come carne.

Los figuelos son legumbres, son judías verdes de una variedad concreta (no encuentro ninguna referencia en internet para enseñarla) pero debe ser muy típica en los pueblos de la alpujarra granadina, yo no los había visto nunca, hasta que mi amiga Mercedes Fernandez, llegó un día con todo lo necesario para hacer éste potaje...solo le faltó traerme la olla, jejej........ay que rico estaba! vamos a tener que buscar esas semillas y poner de moda los "figuelos" porque mira que tienen un nombre curioso no? y encima, con lo sano y rico que está, apenas se conoce fuera de ésta zona de España.

Pues bien, ésta judía es redonda y muy parecida a la judía emerite, es una judía que se recoge muy granada, es decir con los granos bien gordos, como si fuese a secarse como una judía y no comerse tierna, no se si me explico....bien, pues ésta judía se consume cómo "judía verde" y como legumbre, las dos en el mismo guiso, ahora lo entenderéis con las fotos. Además los granos se parecen a la soja, pero no es soja y cómo no se si voy a volver a encontrar los "figuelos", la próxima vez lo sustituyo por soja y judías verdes, creo que el resultado tiene que estar igualmente rico.




INGREDIENTES

Para 4 raciones

150 gr. de semillas de figuelos
150 gr. de vainas de figuelos
1 trozo de calabaza
1 tomate grande
1 berenjena
3 pimientos pequeños
1 ó 2 ajos
1 pimiento seco
2 rodajas de tomate seco
2 patatas
un puñado de arroz (100 gr.)
aceite de oliva virgen extra
sal

Photobucket




Photobucket

ELABORACIÓN


Picar la cebolla, los pimientos y la berenjena en trocitos pequeños, pelar el tomate y la calabaza.

Ponemos un fondo de aceite de oliva en una olla y añadimos la cebolla, el pimiento y la berenjena troceados, ponemos un poco de sal y rehogamos a fuego medio hasta que la cebolla se ablande ligeramente, entonces añadimos el tomate pelado y troceado, lo sofreímos durante unos minutos y añadimos los figuelos tiernos y los secos, los tomates secos y el pimiento seco, le añadimos agua fría* y llevamos a ebullición.


Cocemos durante unos 30 minutos o hasta que esté toda la verdura tierna, añadimos los trozos de calabaza y las patatas en trocitos y probamos de sal, retiramos el pimiento seco a un mortero y reservamos para hacer el majado, seguimos la cocción suave  durante unos 10 minutos.

Preparamos un majado en el mortero con la carne del pimiento seco hidratado, los ajos, un poco de sal gorda.

Por último añadiremos el arroz  y el majado al guiso, rectificamos de sal y lo apagaremos cuando el arroz esté listo.



***No he puesto la cantidad de agua porque todo dependerá si lo hacemos con la olla abierta o no, yo lo hice con la olla abierta para ver bien los tiempos y la evaporación, y puse unos 2 litros de agua.

***Mi potaje quedó "muy trabado", es decir le falta caldo, pero no era así, quedó con más caldo, lo que pasa es que al reposar un poco mientras que preparaba las fotos se quedó "empedrao" jejej, y luego al final las fotos del plato terminado no quedaron muy bien, lástima que no podáis ver a través de la foto el plato tan rico y apetecible que queda.

Artículos Relacionados

20 comentarios:

  1. Buenisimo Plato, la proxima vez que suba a la Alpujarra me lo pido!!

    ResponderEliminar
  2. Es un placer cuando vas a Granada y te ponen esas ricas tapas con ellos. Muy rico. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  3. Qué buen potaje, las Alpujarras son preciosas, todos sus pueblos y qué bien se come allí.Besos.

    ResponderEliminar
  4. Un plato de autentico escandalo...me gustara seguro...lo que sea potaje!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Ya te digo sin carne :)
    Un saludito

    ResponderEliminar
  6. Aquí en Talavera (Toledo), a tus figuelos los llamamos carillas y son muy típicas de esta zona, sólo se come la judía, la vaina no lo se, en mi casa las hago guisadas con refrito de cebolla, ajo, pimiento rojo y mucha pimienta negra y laurel. El chorizo y oreja o rabo de cerdo tambien son imprescindibles, es uno de los platos de mi infancia. Preguntaré si se comen las vainas, siempre se aprende algo nuevo. Besos.

    ResponderEliminar
  7. que rico,,aqui creo que les llamamos fesolets a esas judias.

    ResponderEliminar
  8. Nunca habia oido los figuelos, pero el plato te ha quedado sabroso.
    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Hola Ana!!!!
    Ya me parecía a mi que me sonaba el nombre..., y cuando he visto la foto ya he hecho memoria!!! Aquí se llaman fesolets, lo que pasa es que nunca los había visto verdes.
    Que ricos!!!
    Tienen una pinta deliciosa, y super nutritivos!!!
    Un beso, Ana.

    ResponderEliminar
  10. Estos guisos de siempre, de nuestros ancestros, son los mejores. Te ha quedado un plato estupendo.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  11. Estupendos ingredientes los que usaste en ese muy delicioso potaje.

    Saludos desde Chile

    ResponderEliminar
  12. Yo no conocía los figuelos ¡menudo plato has preparado!

    ResponderEliminar
  13. ¿En serio no conocías los figuelos? Yo soy de El Ejido y mi familia (almeriense, no de origen granadino) lleva preparándolos toda la vida.
    Nosotros los cocinamos con carne, tocino, chorizo... vamos, la pringue jejeje y están buenísimos. En cualquier mercadillo los puedes encontrar fácilmente y a muy buen precio

    ResponderEliminar
  14. Esquisito potaje, ademas usando producto de la zona como los figuelos, yo tampoco los conocia.

    nos vemos

    bye

    ResponderEliminar
  15. Yo tampoco los conocia, y soy de Andalucia, pero ¡¡¡ahora se algo más¡¡¡. El potaje te quedo genial en casa nos gusta asi, espesito. besitos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  16. Buenísmoooo Con calabaza y todo!!
    Besicos guapa

    ResponderEliminar
  17. no soy mucho de potajes, pero creo que con este no lo dudaria en provarlo

    un besote guapa

    ResponderEliminar
  18. Alguna vez había visto estas judías, que aquí llamamos fréjoles, pero no las encuentro.
    Se ve un plato delicioso!

    ResponderEliminar
  19. Y a mi que me encantan los potajes!!!! Este bueno tiene que estar.. Yo también tengo sangre de Almería..jeje


    Si te apetece seguir mi blog, (que llevo poquito), estoy en:

    http://migenuinaesencia.blogspot.com/

    Saludosss

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios.