martes, 29 de septiembre de 2009

BOCADITOS DE ARROZ Y CANGREJO




Cada vez más, en las cocinas de los que tenemos inquietudes culinarias se encuentran productos llegados de Asia, pero aún nos son bastante desconocidos, no por falta de interés por probarlos, sino simplemente porque no sabemos cómo...otras veces tenemos una receta que queremos hacer y no encontramos los ingredientes "raros" que lleva, éste es el caso de éstos bocaditos de arroz, que han terminado siendo mitad japoneses, mitad almerienses, jejej, pero por si alguien tiene acceso a todos los ingredientes originales y quiere hacerlos tal cual, dejo los ingredientes de la receta original que viene en el libro "Ensaladas" de la editorial Susaeta.

A pesar del cambio sufrido por la receta, muy a mi pesar, porque no encontré por ningún sitio la hierba limón ni el kalonji; os aseguro que estos bocaditos son exquisitos y los repetiré en cuanto tenga oportunidad.






RECETA ORIGINAL

3 tazas de arroz koshihikari
1 cucharada de vinagre de arroz
1 cucharadita de azúcar
170 gr. de carne de cangrejo en conserva
1 diente de ajo machacado
1 cucharadita de hierba limón picada
2 cucharaditas de jenjibre fresco picado
1 guindilla sin semillas picadita
2 cebolletas picadas
1 cucharada de kalonji
aceite vegetal para freir


RECETA MODIFICADA

2 tazas de arroz de grano corto cocido y escurrido
1 cucharada de vinagre de arroz
1 cucharada de azúcar
150 gr. de carne de cangrejo en conserva
2 cucharadas de jenjibre molido
un trocito de guindilla picadita
1/2 cebolla morada picadita
1 cucharada de semillas de amapola
aceite de girasol para freir


Elaboración

Mezclar el arroz aún templado con el vinagre de arroz y el azúcar y meter en el frigorífico una media hora

Picar el cangrejo escurrido del aceite y mezclar con el arroz frío, añadir el jenjibre, la cebolla picadita, la guindilla y las semillas de amapola. Presionar con las manos hasta formar una bola y dejar reposar mientras preparamos el aliño de rábano picante.

Una vez reposada la bola, calentamos aceite en una sartén honda o en la freidora y con las manos vamos formando bolitas de unos dos centímetros de grosor que freiremos hasta que se doren ligeramente.



ALIÑO DE RABANO PICANTE

2 cucharadas de salsa de rábano picante
2 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharadas de zumo de limón
2 cucharadas de azúcar
80 ml. de vinagre de arroz
1 cucharadita de cilantro
1 cucharadita de wasabi (yo no le puse)


Mezclar la salsa de rábano, el aceite, el zumo de limón y el azúcar, batir bien, añadir el vinagre de arroz y el cilantro picadito y volver a remover enérgicamente hasta que se ligue.

Servir las bolitas recién hechas y bien calientes con una ensalada variada y acompañadas con un cuenco de aliño para mojarlas.




* El arroz tiene que ser de grano corto y cocido en abundante agua, tiene que quedar con una textura blanda y pegajosa, así podremos formar las bolas facilmente.

* Recomiendo freir los bocaditos en una sartén, pues algunos granos o trocitos de cebolla se pueden soltar del bocadito, y si utilizamos la freidora se nos manchará inevitablemente el aceite, haciendolo en la sartén colamos luego el aceite y listo.


Espero que os guste!!!


miércoles, 23 de septiembre de 2009

MOUSSE DE MEJILLONES Y ANCHOAS









Hoy una receta tan fácil como rápida, tan rica como nutritiva y además muy baratita, pues con éstas cantidades podemos hacer bastantes canapés, ideales como entrante en cualquier momento, y sobre todo, especialmente recomendados si la comida va a ser a base de pescado, resultan un canapé ideal.

Yo no soy especialmente aficionada a las conservas de pescado, pero ésta mezcla nos ha sorprendido gratamente, sobre todo a mi marido al que le encantan los mejillones en escabeche y su sabor intenso.


INGREDIENTES


1 lata de mejillones en escabeche
3 ó 4 anchoas en aceite de oliva
100 gr. de surimi (palitos de cangrejo) unos 9 palitos aprox. que podemos sustituir por gambas o langostinos cocidos
2 cucharadas soperas de mayonesa
2 huevos cocidos
sal y pimienta


ELABORACION

Poner todos los ingredientes con sus líquidos en el vaso de la thermomix o en de la batidora convencional y batir hasta obtener una crema casi homogénea (a mí me gusta con trocitos)

Probar la mousse y rectificar de sal si es necesario (no creo que lo sea, jejeje) en éste momento podemos añadir un poquito de pimienta.

Podemos untar rodajitas de pan tostado, rellenar bolovanes o rellenar tartaletas, ésta última opción es la que yo he elegido.

También podemos presentarla en cuencos pequeños y rodeados de rodajas de pan tostado, para que se sirvan los comensales a su gusto la cantidad que quieran.



RECOMENDACIONES



* Os sugiero que el relleno lo hagáis en el último momento, así el pan o las tartaletas no se pondrán blandas, si lo untamos con mucha antelación, la humedad de la mousse ablandará las tartaletas y queremos unos canapés que combinen la suavidad de la mousse, con el crujiente del pan o tartaleta.

*Esta mousse ganará muchísimo con ingredientes de calidad, aunque no es necesario que los mejillones sean de los grandes si que es importante que tengan buen sabor y en el caso de las anchoas, mejor en aceite de oliva.

* Combina a la perfección con una "rubia" o un buen vino blanco fresquito.

* Podemos coronar las tartaletas con gambas cocidas peladas o langostinos.





Espero que os guste!!!

lunes, 14 de septiembre de 2009

EL COCHECITO LERÉ!!!!




Todos los platos que hacemos tienen su historia....algunos...los hacemos automáticamente, sin medidas, a ojo....suelen ser los más habituales, los guisos, las lentejas, etc., yo tengo tanto ojo, que hago seis platos, justos... a veces alguno de mis hijos quiere repetir y no queda nada en la olla....(aquí pega un emoticono sonrojándome, jejejeje), pero los platos especiales, esos que hacemos cuando tenemos invitados, esos que queremos que salgan perfectos....uf....algunos nos hacen sudar la gota gorda....

Yo hago éste comentario, porque éste pastel me hizo sudar la gota gorda, y no en sentido figurado...imaginad: finales de agosto, domingo por la tarde, después de almorzar y mientras los niños están tranquilamente en el salón con el aire acondicionado, yo me voy solita y relajada a la cocina, a intentar hacer un coche para el pastel de cumpleaños de mi hijo Alberto, que cumple 7 añitos, y me ha pedido un pastel de chocolate que tenga algún cochecito.....

Se me ocurrió hacer el coche tallandolo en un bizcocho de plum cake de los que venden hechos y me puse manos a la obra....puse el bizcocho en la rejilla, le fuí dando forma con un cuchillo y paciencia y cuando me gustó la forma, fundí chocolate y lo tapé por completo, con el chocolate aún caliente empecé a improvisar los adornos del coche con lo que tenía por los armarios...y al final quedó bastante resultón, así que dí por terminado el coche y lo dejé en la rejilla para que se secase un poco antes de meterlo en el frigorífico.....pero....la rejilla tiene tres patas finas y altas bastante inestables y solo un pequeño achuchón bastó para que el coche volara literalmente por los aires y terminara estrellado en el suelo, para mi desesperación....todo el trabajo por el suelo de mi cocina.

Al día siguiente volví a hacer el coche y el brownie que serviria de base para la tarta,  mi intención era rellenarlo de nata montada y calarlo con almíbar; metí un litro de nata en el congelador para enfriarla y piqué en la thermomix unos hielos, pero....me esperaba otro contratiempo.....hice la mitad de la nata y no me montó bien, la reservé y volví a repetir la operación....y nada!!!!! no había manera, era tanto el calor que hacía que fué imposible montar la nata en condiciones....pero ya no tenía tiempo, así que ni lo calé, ni lo rellené, lo cubrí con la nata semimontada, bolitas de colores que se derretían y el coche que tampoco se terminaba de secar, en fín un desastre, pero los amiguitos de mi hijo quedaron encantados, el brownie estaba buenísimo y todos se peleaban por el coche, jejejej



INGREDIENTES


Bizcocho de limón y mantequilla (de los que vienen envueltos en papel opaco marca Eroski)
150 gr. de chocolate
un chorrito de nata
50 gr. de mantequilla

Para adornar

Un paquete de filipinos blancos y un paquete de negros
un paquete de mikados (para fijar los filipinos)
gominolas de colores
estrellitas y letras de colores
lápiz pastelero de vahiné (para perfilar los contornos)
un paquete de galletas  mini-oreo (para hacer las ruedas, partirlas por la mitad y poner la parte del relleno hacia afuera)
1/2 litro de nata para montar
bolitas de colores 

Para calar el bizcocho

un chorrito de agua
100 gr. de azúcar
un chorrito de licor o de esencia de limón

Hervir el agua con el licor para que se evapore el alcohol, añadir el azúcar y hervir hasta que espese un poco.


ELABORACION


Tallar en el bizcocho con un cuchillo corto un coche, vaciando progresivamente hasta darle la forma deseada.

Fundir el chocolate con la mantequilla y la nata hasta que estén completamente disueltos, dejar enfriar un poco

Colocamos el coche en una rejilla, ponemos debajo una bandeja  o papel de horno para recoger el chocolate que nos pueda resbalar,  untar generosamente el coche con el chocolate fundido y dejarlo secar un poco, antes de que esté completamente seco, pegar los adornos (las estrellitas, el retrovisor de gominola, los lacasitos que hacen de faros, y cuantas más cosas queráis añadir)

Pintar con el lápiz pastelero los contornos del coche y los detalles de las puertas, (podemos utilizar también para ésto chocolate blanco fundido o glasa con la técnica del cucurucho

Partir el brownie por la mitad, calar la parte de abajo con un almibar ligero y rellenarlo de nata montada, taparlo con la otra mitad y untar con nata montada toda la superficie hasta que esté totalmente cubierto.

Colocar el cochecito con cuidado sobre la tarta, pegarle las ruedas con un poco de chocolate fundido y colocar los pilipinos alrededor el pastel, ayudándonos de los palitos de mikado.


* Conclusión, con calor la nata y el chocolate son difíciles de manejar y varian sus propiedades.

* No pongáis una rejilla con patas largas encima de una encimera de granito...puede salir andando sola en cualquier momento....jejejej

* Los coches son peligrosos, sobre todo cuando hay que ponerlos encima de un pastel sin romperlos.....

* A veces cuando más empeño ponemos en que un pastel salga bién, más chuchurrío nos queda....pero los niños no se fijan en eso


Espero que os guste!!!!


lunes, 7 de septiembre de 2009

PIQUILLOS RELLENOS DE MOUSSE DE MASCARPONE AL SALMON



Hoy os propongo otro plato sencillo, sano y refrescante....en Almería seguimos teniendo una temperatura estupenda, plenamente veraniega, y no tenemos mucha gana de comer "potages"...

Los que me seguís, ya sabéis mi afición por los pimientos, de todas las clases y colores, no solo porque los cultivo y comercializo, sino porque su sabor combina con tantos alimentos, que me resultan muy interesantes, y desde el punto de vista nutritivo, están llenos de cualidades, tienen gran contenido en agua por lo que tienen pocas calorías y gran contenido en vitamina C, lo que su consumo es muy interesante en el otoño, época de catarros.

Pero en ésta receta no he utilizado mis propios pimientos, sino pimientos del piquillo, en éste caso de lata, pero de buena calidad y tamaño, para ésta receta el tamaño es importante, porque para rellenar los pimientos tienen que ser firmes, no tener roturas y que sean de un tamaño parecido, así el plato nos quedará más bonito.

En primer lugar la receta de la "Mousse mascarpone y salmón", una mezcla quizá algo insólita, pero riquísima; la historia, unos restos de salmón y una tarrina de mascarpone a punto de caducar, y yo que soy atrevida en ésto de las mezclas, pensé, si el queso philadelphia se mezcla con salmón....pues también el mascarpone...jejejej

Aquí hay dos recetas en una, por un lado la mousse y por otro lado los pimientos rellenos, que como veréis llevan unos cuantos ingredientes más.





INGREDIENTES


 MOUSSE DE MASCARPONE AL SALMON

250 gr. de queso mascarpone
200 gr. de salmón ahumado en aceite
100 ml. de nata líquida
un poco de sal

Sacar el salmón del aceite y escurrir un poco, recoger el aceite y reservarlo para utilizarlo posteriormente.

Poner en un bol el queso mascarpone, el salmón escurrido de su aceite y la nata.

Triturar con la batidora o con la thermomix (vel. 3-5 durante 20 seg.) hasta que obtengamos una pasta homogénea, corregir de sal si es necesario y reservar.


PIMIENTOS del PIQUILLO  RELLENOS de MOUSSE

250 gr. de surimi fresco en tiritas o en bastones (tendremos que picarlo finamente)
1 lata de pimientos del piquillo 
perejil
1/2 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de azúcar
el aceite que trae el salmón



ELABORACION


Poner el aceite reservado del salmón en una sartén baja, llevarlo al fuego y cuando esté caliente, saltear los pimientos del piquillo escurridos del líquido en el que vienen, agregar la sal y el azúcar. Reservar hasta que estén templados para poder manipularlos.

Reservar el aceite de nuevo.

Mezclar la mousse de mascarpone y salmón con el surimi, envolver bien y rellenar los pimientos con la mezcla.

Disponerlos en un plato de servir, regarlos con el aceite en el que los hemos rehogado y espolvorear con perejil o cebollino picadito.

* Este plato nos puede servir para una cena fría, como entrante.

* Se puede preparar la mousse  con antelación y rellenar los pimientos en el último momento para servir templados, tanto fríos como templados están exquisitos (no podría decidirme)

* Se puede sustituir el salmón por palometa que tiene un sabor más suave que el salmón.

* Se me acaba de ocurrir que no le vendría mal un toque picante con unas gotas de tabasco, pero solo es una suposición, jejejej

Espero que os guste!!!!






miércoles, 2 de septiembre de 2009

TIMBAL DE GUACAMOLE CON TALLARINES DE MANGO y GAMBAS AL PIMENTON









Vaya veranito....seguro que ya habéis vuelto algunos de las vacaciones, la playa se acaba, la cervecita, las tapitas, las salidas nocturnas, en fín todo el tópico, típico del verano español; pues bien, a mí aún no, jejejej, ahora es cuando más gente hay en mi pueblo, así que las salidas nocturnas, la playa, el tapeo y el jaleo no se acaban.

El mes de Septiembre es el mes más esperado en Dalías, mi pueblo, pues en éste mes se celebran las fiestas en honor al Stmo. Cristo de la Luz, una fiesta religiosa para los que son creyentes y un fiestorro por todo lo alto para los demás, es empezar Septiembre y el ambiente se va tornando más ruidoso, el tiempo empieza a refrescar, y la gente va y viene con los preparativos, hay que llenar las despensas para la familia que llega en éstos días.

Pero, aquí, sigue haciendo calor y en el almuerzo me siguen apeteciendo ensaladas y platos ligeros y refrescantes....aquí uno de mis platos veraniegos....


INGREDIENTES


1 mango
un puñado de langostinos crudos o gambas
2 ajos
2 puñados de arroz basmati
aceite de oliva, sal
un limón
1/2 cucharadita de pimentón dulce (un pelín de picante)
unos tallitos de perejil
una cucharadita de semillas de amapola para decorar
guacamole casero

ELABORACION

Pelar las gambas o langostinos quitándole la tripa negra que tienen en el lomo

Cocer el arroz basmati en agua con sal

Hacer el guacamole

Pelar y cortar en trozos grandes el mango, con un cuchillo y paciencia o una mandolina sacar tiras finitas de mango.Poner unas gotas de aceite de oliva en una sartén y saltear el mango con una pizca de sal y el zumo de 1/2 limón. Reservar

En una sartén poner dos cucharadas de aceite de oliva, calentar, saltear los ajos en láminas y dorarlos, añadir un poco de pimentón al gusto e inmediatamente saltear las gambas o langostinos pelados, ( uno o dos minutos por cada lado es suficiente).

Poner un aro de emplatar o un círculo de acetato sobre el plato de servir, poner una capa de un centímetro de guacamole, una capa de arroz y por último otra capa de guacamole, quitar el aro y acompañar con los tallarines de mango salteados y las gambas al pimentón.

Adornar con perejil picadito o cebollino y unas semillas de amapola ( éstas semillas no son imprescindibles porque no aportan sabor a la receta)

Espero que os guste!!!!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails